El estireno, hidrocarburo aromático derivado del petróleo utilizado en la fabricación de plásticos (como la espuma de poliestireno), se incluirá oficialmente como agente cancerígeno.

El Consejo Nacional de Investigación (NRC) de EEUU llevará a cabo una revisión científica de la evaluación de estireno, presentado un informe sobre productos cancerígenos en el nuevo Programa Nacional de Toxicología.

¿Qué productos lo contienen?

El estireno se utiliza para hacer la espuma de poliestireno y otros plásticos. Este derivado es muy común en la industria y se utiliza para el aislamiento de edificios y electrodomésticos como las neveras, en alfombras, y sobre todo en envases, como vasos y platos de plástico de “usar y tirar”, hueveras, bandejas desechables, etc.

La peligrosidad del estireno reside cuando se expone el material (normalmente el envase) a temperaturas altas, ya que libera dioxinas, que penetran en alimentos y bebidas, y en cambio es inocuo a bajas temperaturas. El estireno está clasificado como un posible carcinógeno humano por la Agencia de Protección Ambiental (EPA) y por la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC).

El consejo que dan los expertos es que se sustituyan estos envases de plástico que contienen estireno a ser posible por compuestos más naturales y reciclables como es el cartón o el aluminio. Pero si esto no es posible, sólo utilizarlos para envases refrigerados y nunca exponerlos a temperaturas altas. Como por ejemplo calentarlo en el microondas (como suele ocurrir en la comida precocinada) o para bebidas calientes como el café o té.

La industria del plástico ha luchado ferozmente para evitar su designación como producto carcinógeno humano. Como resultado es que el estireno y sus derivados como el poliestireno son productos que siguen siendo muy utilizados en el mercado.

¿Qué podemos hacer?

Lamentablemente como el estireno se encuentra en casi todo lo que tocamos, y no podemos permitirnos el lujo de prescindir de la nevera o de la alfombra de casa, ¿que podemos hacer? Pues bien, podemos aprender a diferenciar la composición de los diferentes tipos de plásticos reciclados según los símbolos que vienen en los envases. El número 6 es el designado al PS – Poliestireno. Además evitando:

  1. Vasos y platos de espuma (los llamados desechables) para servir el café y té caliente.
  2. Bandejas y cuencos de espuma que incluyan alimentos calientes.
  3. Envases de Comida para llevar hechos de espuma.