Mañana, 11 de diciembre, se conmemora el Día Internacional de las Montañas 2018, una jornada para rendir un magnífico homenaje a este tipo de orografía que supone unos significativos beneficios para nuestro planeta, además de un hábitat exclusivo para multitud de seres vivos como las distintas especies animales y vegetales, e incluido el hombre. Muchas de ellas han sido barreras naturales o fronteras a lo largo de los siglos que han impedido el paso, y han representado para muchas culturas el símbolo de los dioses en la Tierra.

Las nieves perpetuas proporcionan agua dulce a los ríos.

Las montañas albergan un décimo de la población mundial y abarcan el 25 por ciento de la superficie de la Tierra, y son fuentes de energías renovables como la hidroeléctrica, la energía
solar y la energía eólica.

Su fuerza y energía siguen estando presentes, y la biodiversidad que albergan es un referente para conocer de forma directa el estado de la naturaleza en todo el mundo. Gracias a su existencia podemos disfrutar de agua dulce en ríos y lagos, y todos los alimentos que se generan a partir de ellas. Las nieves perpetuas que las cumbres guardan, son un tesoro que debemos conservar, aunque con el calentamiento global cada vez están menos tiempo con el espléndido manto blanco.

Día Internacional de las Montañas 2018: Infografía sobre los recursos que nos proporcionan las montañas.

Su vulnerabilidad es el principal motivo de preocupación. El cambio climático se ha hecho notar en sus paisajes, y la huella del hombre ya ha dejado secuelas difíciles de modificar. Necesitan una protección específica, ya que se encuentran entre las zonas con mayor riesgo debido a catástrofes naturales, deforestación, desaparición de los ecosistemas, y un largo etcétera, incluida la contaminación.

Hay que garantizar su existencia con proyectos de desarrollo sostenible, que ayuden a a evitar la despoblación, y que al mismo tiempo se preocupen de procurar unos recursos naturales renovables. El turismo de alta montaña constituye una riqueza para la economía local que va en aumento. Es necesario impulsar y fomentar el desarrollo rural con políticas que equilibren la presencia del ser humano, pero que integren la naturaleza como medio de vida y su protección.

La problemática de las montañas.

Las 5 ciudades más altas del mundo ubicadas en montañas:

  1. La Rinconada en Perú, situada en la cordillera de los Andes con 5099 m.
  2. Wenquan  en la provincia china de Qinghai, cercana a las montañas del Tíbet con 5019 m
  3. Lungring en China con 4735 m.
  4. Ukdungle en India con 4659 m.
  5. Korzok en India con 4595 m.