Ya no es novedad que las energías renovables han alcanzado precios competitivos en el mercado energético en el Perú, donde aún se sigue persistiendo en la inversión de combustibles fósiles, principalmente de petróleo y gas natural para cubrir la demanda energética del país. Es hora de cambiar el panorama. Es hora de cambiar la perspectiva y el tratamiento que tiene el gobierno con las energías limpias.

Planta eólica Wayra I. Foto: AFP 2018 / Nicolas Garcia

¿Cuál es la situación actual de las energías renovables en el Perú?

La perspectiva actual que tiene el gobierno peruano es desafortunada, y es que aún se impulsan fervientemente proyectos como la explotación del gas de Camisea y su extensión en diferentes provincias, así como también la explotación de lotes de petróleo en la Amazonía que solo traen contaminación, conflictos sociales, enfermedad y muerte de pobladores de las comunidades indígenas y destrucción de innumerables ecosistemas. La visión para nada ambiciosa del Ministerio de Energía y Minas (Minem) es alcanzar para el año 2030 la generación de solo un 15% de energías renovables no convencionales dentro del total de la matriz energética nacional (El Comercio, 2018).

Por otro lado, el tratamiento que se le da a las energías renovables no convencionales, tales como la energía solar, eólica, geotérmica y biomasa, es incongruente con la realidad mundial. En el Perú, los proyectos de energías renovables no son considerados potencias firmes (Enel, 2018). Esto quiere decir que para el Estado peruano no son una fuente de energía lo suficiente fuerte para satisfacer la demanda en las horas pico y, por tanto, necesitan asegurar su potencia con reservas energéticas de otra naturaleza como la instalación de centrales térmicas.

Asimismo, los proyectos de energías renovables solo pueden darse a través de licitaciones con el Estado, lo cual nos sitúa como un país atrasado en comparación con otros países en la región, en los cuales los proyectos de energías renovables también pueden firmar contratos bilaterales de suministro de energía con privados que lo requieran.  Y esto es clave para promocionar e impulsar el desarrollo de energías renovables en un país.

¿Cuál es la situación del Perú en comparación con países de la región y  del mundo?

Sin irnos muy lejos, al sur del país en Chile el mercado de energías renovables se encuentra liberado, lo cual significa que empresas en este rubro no tienen que esperar hasta que el gobierno realice una licitación cada dos años, como en el caso peruano, sino que estas pueden contratar con terceros en cualquier momento. En este mercado liberalizado, el Estado solo tiene las funciones de regular y fiscalizar la interacción entre capitales privados.

En una entrevista realizada a Riquel Mitma, coordinador técnico del Organismo Supervisor de la Inversión en Energía y Minería en Perú (Osignermin), especialista en regulación de tarifas y subastas de energías renovables, Riquel nos comenta que el “Perú necesita un mental shifting (cambio de mentalidad). Todos los países están avanzando en un sentido y el Perú se encuentra más rezagado cada vez a pesar de que habíamos sido una referencia global al año 2008, fuimos los primeros en implementar las subastas de energías renovables”.

Asimismo, Mitma nos cuenta que “ahora proyectos de energías renovables eólica o solar con alta intermitencia no pueden contratar con privados porque para tener un contrato requieren una potencia firme”. El coordinador técnico del Osignermin agrega que “incluso las subastas que habían sido pensadas cada dos años no se llevan a cabo con regularidad, estamos detenidos. Los proyectos de energías renovables no pueden contratar a pesar de que tienen precios competitivos”.

Finalmente, Mitma nos señala que “una forma de fomentar el desarrollo de las energías renovables es que el Estado proporcione herramientas para que se puedan realizar contratos entre privados.”

En el mismo sentido, el CEO de la empresa española Grenergy, David Ruiz, indicó en una entrevista con el diario El Comercio que  “el Perú sigue priorizando el uso de los combustibles fósiles por encima de las RER (recursos energéticos renovables), a diferencia de lo que ocurre en el resto de Latinoamérica.” Además, el CEO de Grenergy, empresa que instalará la primera planta de energía eólica en el departamento de Cajamarca en el Perú, señaló que “(En Perú) no se pueden hacer APP (asociaciones público-privadas) en este momento, es el único país en Latinoamérica donde sucede esto, y no existe una liberalización de mercado para firmar contratos bilaterales con clientes, que requieran de energía más barata, por ejemplo, una minera o con Falabella, como hacemos en Chile.” (El Comercio, 2018)

El cambio en la perspectiva del gobierno es clave para que traiga consigo cambios en el tratamiento legal-económico de las energías renovables en el Perú. Decir que las energías renovables son intermitentes y necesitan del apoyo de otras energías más fiables es un mito que debe ser descartado, ya que es posible crear un sistema de generación 100% renovable bajo plantas de acumulación o almacenamiento energético, contadores electrónicos y redes inteligentes para monitorizar el consumo eléctrico y desincentivar el consumo en las horas pico (Greenpeace, 2018).

Se ha demostrado en diferentes partes del mundo que es posible un sistema eléctrico 100% renovable, como es  los casos de Dinamarca (The Guardian, 2015), Alemania (Independent, 2018) Portugal (National Public Radio, 2018), Noruega y Costa Rica que, de los 365 días del año, 300 de ellos se abastecieron de energía 100% renovable (La Sexta, 2018).

Perú tiene el potencial para desarrollar un sistema de energías 100% renovable, solo hace falta la voluntad política del gobierno para dejar de invertir en combustibles fósiles y apostar por energías limpias. Es nuestro rol como población manifestar nuestro rechazo hacia las fuentes de energías contaminantes a través de diferentes medios y formas tales como dar nuestro voto a candidatos comprometidos en promover proyectos de energías renovables, manifestarnos por las redes sociales y/o apoyar campañas que promuevan energías limpias.

Referencias

Enel, 2018:

https://www.enel.pe/content/dam/enel-pe/medios/pdf/Presentaci%C3%B3n%208va%20Expo%20Energ%C3%ADa%20Per%C3%BA%202018.pdf

El Comercio, 2018:

https://elcomercio.pe/economia/peru/minem-15-matriz-energetica-generara-energias-renovables-2030-noticia-544585

https://elcomercio.pe/economia/dia-1/grenergy-peru-prioriza-combustibles-fosiles-noticia-556305

Independent, 2018:

https://www.independent.co.uk/environment/renewable-energy-germany-six-months-year-solar-power-wind-farms-a8427356.html

Greenpeace, 2018:

https://es.greenpeace.org/es/trabajamos-en/cambio-climatico/energias-renovables/

National Public Radio,2018:

https://www.npr.org/sections/thetwo-way/2018/04/05/599886059/in-march-portugal-made-more-than-enough-renewable-energy-to-power-the-whole-coun

The Guardian, 2015:

https://www.theguardian.com/environment/2015/jul/10/denmark-wind-windfarm-power-exceed-electricity-demand