Exquisita sensibilidad de Iciar Bollain a la hora de dirigir su última película “El Olivo”, tratando un tema tan importante y difícil como es expolio de los viejos árboles centenarios, en un largometraje que conjuga con sutileza el drama y el humor, con un resultado final excelente.

Imágenes de la película “El Olivo”

La protagonista Alma (Anna Castillo) junto a su abuelo Ramón (Manuel Cucala) – Imágenes de la película “El Olivo”

La nueva película dirigida por Iciar Bollain, “El Olivo”, trata sobre sobre el expolio intolerable que están haciendo a nuestro patrimonio natural y cultural mediterráneo. De como un olivo milenario del cual cobijara la sobra de los mismísimos romanos, es arrancado de cuajo por unos especuladores para llevarlo de adorno a 12.000 kilómetros de la tierra donde lo vio crecer.

Debido a esto, Ramón (Manuel Cucala), el viejo agricultor que ha cuidado de este árbol y de muchos más desde que era pequeño, entra en una profunda depresión, dejando de hablar y de comer. Su nieta Alma, interpretada por la actriz Anna Castillo, que hace un papelón, se embarca junto a su compañero de trabajo Rafa (Pep Ambrós) y  Javier Gutiérrez, ganador del Premio Goya por su papel del detective Juan Robles en la película La isla mínima y conocido por interpretar el papel de Sátur en la serie Águila Roja, se mete en el papel de un camionero arruinado por la crisis que es el tío de Alma, el tío “Alcachofa”, en una aventura para devolver a su hogar el olivo milenario que la familia vendió contra su voluntad hace 12 años, para que su abuelo pueda volver a verlo y recupere las ganas por vivir.

Protagonistas de la película “El Olivo”

De izquierda a derecha: el tío “Alcachofa” (Javier Gutiérrez), junto con Rafa (Pep Ambrós), compañero de trabajo de Alma (Anna Castillo) – Imágenes de la película “El Olivo”.

“El Olivo”, es una de las películas que más me ha emocionado, un film que habla sobre el bien más preciado que dejamos a nuestros hijos que es el amor por la naturaleza, y el deber que tenemos todos de cuidarlo.

Estreno el 6 de mayo

“El Olivo”, largometraje dirigido Iciar Bollaí­n con guión de Paul Laverty y producido por Juan Gordon de Morena Films, se estrenará en los cines el día 6 de mayo de la mano de la distribuidora ENTERTAINMENT ONE FILMS SPAIN (eOne Films), en este vídeo podéis ver el adelanto de algunas escenas y comentarios del rodaje:

En una de las escenas más dramáticas de la película se ve como se arranca un olivo centenario, pero para vuestra tranquilidad se optó por construir un olivo artificial de silicona y el resultado merece la pena verlo, nadie podrá notar la diferencia. Pero en la realidad la problemática de los olivos es otra…

Cientos de olivos centenarios del sur de Europa que se agrupan en verdaderos bosques, algunos ejemplares con más de mil años de edad, son cada año arrancados de cuajo y vendidos como adornos para jardines, urbanizaciones, rotondas y campos de golf en países tan lejanos como Estados Unidos o los Emiratos Árabes. Un alto porcentaje no soporta el trasplante y muere por el camino, pero el elevado margen comercial logrado asume con alegría las pérdidas.

Ya se ha conseguido en algunas comunidades como la Valenciana la prohibición desde el 2006 del arranque de olivos y otros árboles singulares que tengan más de 350 años o seis metros de perímetro, pero no ocurre lo mismo en Andalucía, Murcia, Extremadura, Cataluña o Aragón, donde todavía hoy se permite su desarraigo y venta. La paradoja está que en otros países europeos como Francia e Italia está prohibido el arranque pero no la compra de ejemplares de otros países como España, Portugal, Grecia o Marruecos.

Olivo centenario - Foto de Jose Haro

Olivo centenario – Foto de Jose Haro

Acabemos con el expolio de los viejos olivos y otros árboles centenarios

César-Javier Palacios ha iniciado una petición al Parlamento Europeo para que apruebe una declaración donde invite a todos los países a proteger los viejos árboles y prohíba tanto el arranque como su comercio. La petición en change.org ha conseguido ya 144.606 firmas. ¿Quieres apoyar con tu firma?